RETENDRÁ EL PRI TABASCO, Salvador Flores LLamas


30px|Español Imagen de Arturo Núñez Jiménez, p...

30px|Español Imagen de Arturo Núñez Jiménez, político mexicano. 30px|English Image of Arturo Núñez Jiménez, mexican politician. (Photo credit: Wikipedia)

A c e n t o

Retendrá  el  PRI Tabasco

SALVADOR  FLORES  LLAMAS

Tabasco es de los seis estados (Chiapas Guanajuato, Jalisco, Morelos y Yucatán los otros) que elegirán gobernador el 1 de julio, cuando también elegiremos Presidente de la República y jefe de gobierno del Distrito Federal.

PRI y PRD, con sus aliados, son los protagonistas: aquél lleva de candidato a Jesús Alí de la Torre, ex alcalde del municipio del Centro (Villahermosa) y el segundo a Arturo Núñez Jiménez, senador perredista y ex funcionario y ex legislador priísta.

Quién lo dijera, Alí fue secretario particular de Núñez, cuando éste fue subsecretario de Gobernación y presidió el IFE.

Arturo renunció al PRI por no haberlo hecho candidato a gobernador, y ahora que lo logró por la izquierda, con el apoyo de López Obrador, aunque no como lo esperaba; todo indica que perderá, pues Alí le aventaja en las encuestas y el PRD tuvo problemas al conformar sus planillas en 16 de los 17 municipios

En el fondo, esto se debe a que respaldarlo implica para Andrés Manuel un conflicto, pues buena parte de su propaganda política se basó en atacar al FOBAPROA, porque –sostiene- consagró la explotación de cuentahabientes menores por los banqueros rapaces, protegidos por el gobierno de Ernesto Zedillo.

Este logró precisamente la aprobación del FOBAPROA  en la Cámara de Diputados cuando Arturo Núñez pastoreaba la fracción del PRI y fue parte activísima en la consumación legal de la rapiña de los grandes capitalistas contra el pueblo mexicano, al decir de Amlo.

Arturo ha pregonado, sobre todo a los medios informativos nacionales, que aventaja con mucho a Alí de la Torre; pero miente, pues está muy lejos de la realidad y las encuestas lo ubican a 12 y 17 puntos de distancia. 

Fuertes grupos de izquierda no lo quieren y han desertado hacia el PRI, y Peña Nieto aventaja en las encuestas a López Obrador en su propia tierra, pues éste carga con el lastre de las malas cuentas que su hermano Pepín dejó como alcalde del municipio de Macuspana, cuna de su familia.

A Alí –que no tuvo el respaldo del gobernador Andrés Granier, cuyo delfín Luis Felipe Graham, su secretario de Salud, aceptó como consolación la candidatura a alcalde del Centro—se le opuso también el ex gobernador Roberto Madrazo, quien apoyó bajo cuerda a Núñez, mas parece ya no hacerlo por compromiso con Peña Nieto.

Este repele a Roberto porque filtró a los medios nacionales la información sobre la escandalosa fortuna y propiedades de Arturo Montiel, su tío, ex gobernador del Estado de México, que lo dejó de sucesor, y a quien trata de otorgarle impunidad a toda costa.

Madrazo tiene además en contra a Benito Neme Sastre, compadre y uno de los más cercanos de Peña y quien sacó adelante a Alí de la Torre como candidato del PRI. Se atribuye a Roberto y a Manuel Gurría Ordóñez la maniobra que derrocó al gobernador Salvador Neme Castillo, padre de Benito, durante el salinato.

Por todo ello y aunque fue jefe nacional el PRI y su candidato presidencial en 2006, Madrazo no logró la candidatura a diputado federal para su hijo Federico, quien hubo de conformarse con una candidatura a curul local y, como padre e hijo entienden que ya no deben darle más patadas al pesebre, Roberto intenta limar asperezas con Peña, mediante los buenos oficios de su amigo Beltrones.

Esto frenó una desbandada de priístas hacia el PRD (con decir que la eterna jefa de prensa de Madrazo, Ady García lo es de Arturo Núñez) y propició el regreso de algunos que ya habían emigrado, lo que políticamente  debilitó al gallo del Peje.

El gobernador Granier se opuso a la candidatura de Alí de la Torre, pero no le quedó sino apoyarlo o dejar de hostilizarlo, abiertamente al menos, para cubrirse las espaldas y tratar de evitar pidan cuentas a  uno de sus hijos y a su secretario de finanzas, José Manuel Sáiz Pineda, acusados de abusar del erario estatal.

Todo dice que el Peje no ganará ni en su mismo estado, pues Peña le adelante en las encuestas, ha estado allá tres veces y tiene pendientes otras visitas; mientras López Obrador no ha asistido a ningún mitin de Arturo Núñez.

Enrique cuenta con el apoyo de las campañas de los candidatos del PRI a puestos federales y locales, sobre todo de Humberto Mayáns Canabal y Candita Gil, los prospectos  a senadores. 

El panista Gerardo Priego Tapia, aunque es buen candidato a gobernador, no tiene posibilidad de triunfo por falta de estructura estatal de su partido. Se le augura un 8% de los votos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: